Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener información y realizar análisis estadísticos sobre el uso de nuestro sitio web. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información en la página sobre las cookies.

Entendido

Logo dominicosdominicos

Blog Nihil Obstat

Martín Gelabert Ballester, OP

de Martín Gelabert Ballester, OP
Sobre el autor

30
Jul
2017

Jesús, palabra verdadera

3 comentarios
jesus

La verdad resplandece por sí misma y deja al descubierto la mentira. Pero puede acabar crucificada. Jesús de Nazaret fue condenado por los amantes de la mentira. Uno de los calificativos que definen a Jesús es la verdad: “Yo soy la Verdad”. Lo dijo de sí y no de su doctrina. La verdad de Jesús no se otorga en el decir la verdad; contiene más bien un ser, es decir, un vivir en la verdad. En Jesús, la verdad define una vida, no una realidad. No es tan sólo verdad del decir, sino de la existencia toda. Otro de los calificativos que definen a Jesús es “Logos”, Palabra. La Palabra y la Verdad en Jesús van unidas. Una Palabra verdadera es siempre luz y vida.

El hablar verdadero tiene que ver con lo que es una persona y con la defensa de las personas. Y si tiene que ver con la persona, tiene que ver con Dios. Un Dios que habla incluso cuando parece que guarda silencio. Dios es Verdad porque es Logos, Palabra. La Palabra de Dios pone orden en las cosas, pone a cada cosa en su sitio. Así debe ser la palabra humana, el decir humano, si quiere ser imagen de la Palabra de Dios.

La palabra es una de las mejores manifestaciones de la imagen de Dios que es el hombre. Por eso hay que hablar. Frente al poder que oprime, palabras que liberan. Frente al silencio, cómplice de la injusticia, palabras de justicia. Frente al miedo a los poderosos, palabras de sabiduría. Frente a la suciedad y la corrupción, palabras claras y limpias. Frente al vacío y el sin sentido, palabras verdaderas. Y siempre, palabras libres en libertad. Porque siempre queda la palabra.

Posterior Anterior


Hay 3 comentarios, comparte el tuyo

En caso de duda, puede consultar las normas sobre comentarios.

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores. Por este motivo, tu comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

cancel reply


1
ivan grillo
30 de Julio de 2017 a las 18:40

Cuenta Juan el evangelista (18-38) que cuando Jesús fue presentado ante el gobernador Pilato después de haber estado antes frente a Caifás, quien no consiguió que hiciera en su presencia los prodigios que se decían hacia, ese fatídico amanecer, los judíos se retiran y lo dejan solo con Pilato quien lo interroga sobre las acusaciones que presentaron para que este lo condenada a muerte, pues ser rey o creerse rey era ya una acusación grave social y políticamente, asi que vuelve este y le interroga si es verdad que él es el Rey de los Judíos? ¿Viene de ti esta pregunta, o repites lo que otros te han dicho de mi?
El dialogo sigue muy interesante, ¿Que has hecho? Jesús contesto que él si era rey pero no de este mundo. Cosa que no debió entender ni pizca Pilatos. Y vuelve y carga entonces ¿tu eres rey? A lo que definitivamente responde Jesús, tu lo has dicho: Yo soy Rey. Para esto nací, para esto vine al mundo, para ser testigo de la Verdad. Todo hombre que esta de parte de la verdad, escucha mi voz. Fue cuando Pilato bastante desorientado con lo que escuchaba, le soltó la pregunta reina, o pregunta del millón, "Que es la verdad? Hasta aquí narra el evangelista. Todo da ha entender que Jesús lo dejo con la curiosidad de saber que era la verdad, de paso nos dejo a todos por toda la eternidad con las misma inquietud: ¿Que es la verdad?

2
Esther Torres
31 de Julio de 2017 a las 00:36

La Verdad no es un hecho, es un ente, es Jesús en sí mismo.
Pero de su bonita y profunda reflexión me surge una duda. Jesús destaca que Él es Verdad pero no habla en los mismos términos sobre su doctrina.
Pero, ¿cómo siendo Verdad y Logos en si mismo puede salir algo de Él que no lo sea?
Él y sólo Él es Camino de salvación. ¿Sería una respuesta? ¿Intentar asemejarse al modelo?
¿La doctrina quedaría como el "típico accesorio" que el hombre finito necesita como guía a seguir?

3
Luciana
3 de Agosto de 2017 a las 12:35

Despues de releer el post de Martin " Jesús Palabra Verdadera" encuentro la palabra que me define la Verdad."La verdad define una vida,no una realidad....
otros calificativos que definen a Jesús:Palabra y la Verdad,van unidas".Estamos
acostumbrados a vivir entre mentira,a no fiarnos del otro,hay una frase que dice"
el que ha encontrado un amigo,ha encontrado un tesoro".Si Jesús es Verdad es porque es Hijo de Dios.A Dios lo hemos aceptado en el Credo,es misterio pero,
afirmamos en el Credo"Creo en Dios Todopoderoso,creo en la Verdad.